Horrores que estás cometiendo con tus finanzas

Lo se lo siento, he tenido tiempo de estar perdida en este blog, pero juro solemnemente que de ahora en adelante lo haré mas seguido. Pero he estado trabajando en algo para ti…

El 9 de noviembre empieza el mini-curso gratis enfocado en “organizar tus finanzas y salir de deudas”. Será el último mini curso del año, así que si todavía no te has anotado, te puedes inscribir aquí.

Cuando pensamos en Halloween, pensamos en películas de terror y cosas ficticias. Pero hay algo que es muy real y se llama: estado de cuenta de tarjeta de crédito, cuentas por pagar (y no tener para pagar) y que llegue al final de la quincena, no te sobre nada.

Aunque aveces nuestra naturaleza no nos deja aprender por cabeza ajena, te quiero mostrar 6 “horrores” en las finanzas para que no las repitamos, y si te sientes identificada con alguna tomes acción y empieces a corregir.

SI TE SIENTES IDENTIFICADA CON ALGUNA, EL CONSEJO NÚMERO UNO QUE TE DOY ES QUE NO TE SIENTAS MAL. LO IMPORTANTE ES BUSCAR LA SALIDA Y NO QUEDARTE ESTANCADA. LA IDEA ES NO REPETIR ESTOS HORRORES Y SABERLOS IDENTIFICAR PARA NO CAER EN ELLOS.

Horror #1. No sé hacer un presupuesto

Este es un horror que nos termina consumiendo, porque pensamos: “es que me da miedo saber cuánto me gasto” o “para que lo voy a hacer si igual me lo gasto todo”, y al final el dinero termina controlándonos. Hacer un balance al final de cuánto te gastas no es hacer un presupuesto.

Créeme que es más fácil perder unos minutos al mes para hacerlo, que no hacerlo y te cueste toda una vida de intranquilidad financiera.

TODO PRESUPUESTO QUE HAGAS MENTAL ES 100% SEGURO QUE FALLARÁ.

Lo ideal es que lo hagas en una libreta, en un excel en la computadora o una app. No importa como lo hagas, siempre y cuando te anticipes al dinero, terminarás ganándole tu.

Yo he caído en este error, pensando: me llega el dinero, hago mis transferencias, pago mis servicios, pago lo que debo, y al final preguntaba: ¿y a dónde se fue mi dinero?.

ENTONCES ENTENDÍ QUE SI QUERÍA ESTAR PREPARADA, DEFINITIVAMENTE TENÍA QUE ANTICIPAR MIS MOVIMIENTOS ANTES DE QUE LLEGUE MI DINERO.

Si te ves reflejada con este horror, te sugiero que tomes unas horas al mes a replantear que uso le darás al dinero y no al revés.

Ahora te voy a mostrar varias formas de hacer un presupuesto:

Sistema 50/20/30

Tomas el 50% de tus ingresos y los usas para pagar los items mas importantes como: casa, servicios, comida, colegio, entre otror. El 20% para ahorrar y el 30% para otros gastos variables como: salón de belleza, restaurantes, salidas, etc.

Quédate con algo en el bolsillo

Antes hacía mi presupuesto y todo quedaba en otros gastos. Pero luego me sorprendía en la cafetería de mi trabajo comprando snacks. Así que eso puedes meterlo en tu presupuesto.

Si eres una persona más organizada como yo, puedes hacer un presupuesto un poco más detallado, como este.

Horror #2. Pensar que porque tienes un buen salario, te va a durar toda la vida

En este horror caen muchas personas que aveces piensan que como sus ingresos son pocos, no necesitan hacer un presupuesto, solo se enfocan en que no les alcanza. CREEN QUE NECESITAN MUCHO DINERO PARA EMPEZAR A CUIDAR MÁS EL DINERO, Y AQUELLOS QUE TIENEN UN GRAN SALARIO NO LO HACEN PORQUE NO LES AFECTA.

CUIDA HASTA EL MÍNIMO DOLAR QUE LLEGA A TI, PARA QUE CUANDO LLEGUEN MILES YA SABRÁS COMO CUIDARLO. PERO SI NO SABES CUIDAR NI UN DOLAR, MUCHO MENOS CUIDARÁS MILES DE DÓLARES.

Frases como: “si tienes un buen salario no se nota que pagues de más”, es lo que ha llevado a la quiebra a muchas personas que antes eran grandes empresarios.

No importa la cantidad de tu salario, lo importante es cuánto se queda. Hay personas que tienen un salario alto y no les alcanza, mientras que hay quienes tienen un salario bajo y ahorran más.

Por eso si tienes un salario alto, aprovecha para invertir ese dinero. Muchas veces mientras el salario es más alto, más gastos se tienen. Porque tenemos un sentimiento de merecimiento, que no está mal, pero sale más barato planificar para el futuro, que vivir la vida en el presente y que el futuro sea incierto.

¿Quieres diversión sin restringirte?

Puedes usar el 10% para tus salidas con amigos y comidas fuera de casa, o incluso hasta un 5% para comprar maquillaje y cositas que te gusten. Puedes tener más control, sin sentirte limitada :).

Horror #3. Prestar dinero sin garantía

Si eres una persona desprendida con el dinero, ten mucho cuidado. Si prestas dinero a alguien porque esa persona tiene una necesidad y tu quieres ayudarlo, hazle saber que es prestado y no asumas nada. En cuestiones de dinero no hay amigos mucho menos familia, aunque por supuesto que hay excepciones.

Cuando prestamos dinero, la mayoría de los casos no estamos haciendo favores, estamos quitando responsabilidades a los demás.

SI VAS A PRESTAR DINERO QUE SEA QUE TE SOBRE, NO VAYA A SER QUE QUEDES EN DÉFICIT POR PRESTAR ESE DINERO.

Yo no me considero una persona mala por no prestar dinero, pero mi pensamiento es que las personas tienen que hacerse responsables de sus actos, y si les presto dinero no van a aprender.

ADEMÁS EN MI PRESUPUESTO NO ESTÁ LA CATEGORÍA: “PRESTAR DINERO”.

Horror #4. No invertir tu dinero

Y agregaría a este horror: “no invertir porque no gano mucho dinero o no me sobra nada”

Creemos que las inversiones son para aquellas personas que ganan mucho dinero, pero la gran mayoría de esas personas han iniciado con poco también.

NO IMPORTA LA CANTIDAD, LO IMPORTANTE ES INICIAR.

En cambio, hay personas que tienen mucho dinero pero se lo gastan e invierten en proyectos sin evaluar el retorno de la inversión, y luego quedan sin nada.

Por esa razón hay que aprender a administrar nuestro dinero con lo que sea que tengamos en este momento, para que cuando tengamos bastante lo podamos manejar bien.

Cuando mi hijo tenía 4 años, no quise abrirle un ahorro futuro porque pensaba que no podía ahorrarle mucho dinero y pensaba que lo que me iban a dar era muy poco. Pero 4 años después terminé abriendo una cuenta con más dinero, pero me perdí 4 años por pensar que lo que podía aportar era muy poco.

Horror #5. Creer que un empleo es suficiente

Definitivamente no se puede vivir con una única fuente de ingresos. ¡Y la lotería no cuenta ni la tarjeta de crédito como ingresos extras!

En estos momentos emprender es una necesidad y no un lujo. Y es para cualquiera que se atreva. Pensar que no emprendes porque no tienes dinero, porque no tienes la influencia o simplemente porque los planetas no están alineados son puras excusas.

Durante muchos años yo fui una persona que solo pensaba en tener un empleo. Pero me puse a pensar: ¿podré cumplir mis sueños con este empleo? y la respuesta era no.

Tener un empleo no es malo. Depender solo de ese empleo, puede perjudicar tu futuro financiero.

Horror #6. No importarte tu historial crediticio

El problema no es tu crédito. El problema es que te quedes con los brazos cruzados sin hacer nada. Sé que puede ser un callejón sin salida, pero si es posible salir de ese hueco.

Quizás tu hiciste un mal movimiento en el pasado y en estos momentos tienes una gran deuda. Pero en el momento en que empieces a organizar todo tu dinero y empieces a “negociar” el pago de deudas, tu crédito empieza a mejorar y tu rueda de la abundancia empieza a crecer más.

Una de las ventajas más importantes al limpiar tu crédito es que puedes seguir haciendo financiamiento para tus negocios.

El crédito no es malo, simplemente hay que cuidarlo mucho para que después tengas grande beneficios.

Y para limpiar tu crédito necesitas unos consejos para salir de deudas, y esos consejos los vamos a ver en el mini curso gratis :)

Algo de lo que vamos a ver en el mini-curso gratis es a que tengas una mejor relación con el dinero. Unos pasos para realizar tu presupuesto y para mantenerlo, también veremos unas estrategias para que te organices y puedas salir de deudas.

Si todavía no te sumas al mini curso, ¡inscríbete aquí! y vamos a estar trabajando 3 claves para hacer tu presupuesto, 4 principios claves para salir de deudas y además te compartiré 5 pasos para atraer más dinero a tu vida y atreverte a cumplir tus sueños.

9 comentarios
  1. Paola
    Paola Dice:

    ¡Muy buen articulo!, de seguro por aquí estaré leyendolos. Me encanta leer e ir pensando en como voy. Algo que estoy haciendo mal cuando escribes: “Hacer un balance al final de cuánto te gastas no es hacer un presupuesto”. Esto me paso este mes, empece haciendo un presupuesto y termine haciendo un balance. Esto para ir corrigiendo. ¡Gracias por este articulo!

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *